Querer desaparecer

¿Qué está sucediendo? Desde el más pequeño, la mujer, el padre, los abuelos; todos fueron atrapados por la depresión. Algunos ya no están aquí, ojalá puedan mirarnos desde alguna existencia y puedan ayudarnos a resistir, a no dejarnos seducir por la inexistencia a cargo de nuestras propias manos.

Ayer por primera vez en mucho tiempo escuché a mi padre decir ya no puedo, estoy harto. Entre todo lo que lo está aconteciendo; las responsabilidades económicas -sobre todo estas-; la presión asumida por cumplir lo que se espera de él; además de la situación del país y mil vídeos que ha guardado en su memoria sobre las pandemias y los efectos sobre la economía. Mi corazón se rompió un poquito más.

Mi madre desde hace tiempo tristea mucho, come para mitigar la soledad y la depresión a veces la ataca, la inmoviliza. Extraña a sus padres, a sus hermanos, ahora a su tía. A veces no sé qué decir, qué hacer para ayudarla a encontrar consuelo, está harta, todos lo estamos.

No sé si yo los visito a ellos o ellos me dejan quedarme para encontrar algún consuelo. Yo digo que sigo existiendo por ellos, tal vez la realidad es que es todo en viceversa.

A veces ya nadie quiere estar aquí, en donde todo se ha vuelto hostil, donde ya no se puede confiar en nadie, donde no se puede llorar porque entonces no quedaría nadie para ser consuelo de otros.

¿Cuándo dejamos de tratar de no sentir? ¿En qué momento buscaremos recomponermos socialmente? ¿Hasta cuándo resistiremos? ¿Existen medidas suficientes para todos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s